Cuidados auditivos

Audífonos

Información sobre audífonos, tipos de prótesis auditivas. Implantes cocleares, hiperacusia, tinnitus... tratamientos y síntomas.

La audición es un sentido que muchos de nosotros damos por sentado. A lo largo de nuestras vidas, sometemos nuestros oídos a fuertes sonidos de música, herramientas eléctricas, cortadoras de césped, transporte aéreo, sin utilizar protección para los oídos. Lamentablemente, esto puede causarnos una pérdida de audición. Además, el proceso natural de envejecimiento en general, se traduce también en pérdida de audición. Incluso ciertas enfermedades y medicamentos pueden afectar negativamente a la audición. Por desgracia, la pérdida de audición que se produce por estas causas es permanente.

Cuidados auditivos

La buena noticia es que, incluso aunque ya sufras una leve pérdida de audición, nunca es demasiado tarde para preservar la audición durante los próximos años y evitar quedarte sordo. Para cuidar tu audición lo primero que puedes hacer es proteger tus oídos en ambientes ruidosos. Además, deberías evitar el uso de hisopos de algodón para limpiar tus oídos. En este momento, debería ser una prioridad para ti, conseguir una prueba de audición para determinar si has perdido audición.

Si te detectar una pérdida de audición durante la evaluación auditiva, podría ser debido a un exceso de cerumen o infección. Este tipo de pérdida de audición es reversible. Si la pérdida de audición es crónica, provocada por la exposición continuada al fuerte ruido, el envejecimiento, ciertas enfermedades y/o medicamentos, la mejor forma de preservar tu sentido del oído es con un audífono.

La buena noticia acerca de los audífonos disponibles de hoy en día es lo pequeños y fáciles de llevar que son. Los modernos audífonos digitales utilizan una tecnología de diminutos microprocesadores que hacen que éstos sean prácticamente invisibles cuando se utilizan. Los audífonos pueden ayudar a casi todos los grados de pérdida auditiva, desde leve a grave. Al estimular tu cerebro con el sonido que de otra forma no podría llegar a él, los audífonos te ayudan a mantener tu cerebro activo, lo que disminuye el riesgo a desarrollar enfermedades cognitivas, como por ejemplo, la demencia.

Si sospechas que puedes estar sufriendo una pérdida de audición, no lo ignores. Descuidar una pérdida de audición puede tener un efecto de bola de nieve, es decir, puede desarrollarse más y a mayor velocidad de lo necesario.

10 consejos de cuidados auditivos

Aquí te informamos sobre diez formas de evitar daños auditivos y conservar una buena audición evitando así la temida sordera:

  • Comprender los niveles de sonido de los ruidos en tu entorno.
  • Obtener más información sobre una adecuada protección auditiva. Existen muchos tipos de protección auditiva en el mercado de hoy en día, que van desde los moldes auriculares personalizados a los tapones de espuma y muchos más.
  • Poner distancia física entre el fuerte ruido y tú. Si es posible no te pongas directamente en frente del ruido, sitúate en un ángulo.
  • Toma descansos cuando estás expuesto al ruido.
  • Cuando escuches música a través de los auriculares o cascos, mantén el volumen entre bajo y medio.
  • Conoce los signos de pérdida de la audición y examina los tuyos.
  • Planifica una evaluación auditiva inicial. La pérdida de audición está en aumento entre los Baby Boomers, es decir, los niños que nacieron en la época del baby boom y los jóvenes. Nunca es demasiado pronto para que te hagan una revisión auditiva, pero es importante hacértela antes de cumplir los 50.

  • Evalúate con un profesional de la audición licenciado.
  • Si tienes una pérdida de audición causada por una condición reversible, toma medidas los antes posible para corregirlo.
  • En caso de que te diagnostiquen cualquier pérdida permanente de audición, ponte un audífono lo antes posible con la finalidad de reducir la velocidad y preservar una buena audición.
Medidor de sonido SPL

Consejos para músicos y profesionales del audio. Cómo evitar quedarte sordo

De acuerdo con el House Ear Institute (HEI), "Los avances en la industria electrónica han hecho posible la producción de un sonido nítido en unos niveles más altos de presión sonora. Esto se ha traducido en un aumento medio de ruido de 10 a 15dB en los entornos de trabajo de los músicos, los ingenieros de sonido, los productores de discos, de películas y de televisión, los mezcladores o editores de post-producción, los bailarines y otros profesionales del entretenimiento".

  • Utiliza protección para tus oídos cuando estés realizando una actividad con un volumen alto de ruido. Olvídate del tejido o del algodón, estos dispositivos caseros sólo reducen el ruido en aproximadamente 7 dB. No son eficaces.
  • Estate atento a los niveles de ruido de tu entorno.
  • Si sabes que un evento tendrá un volumen mayor de lo habitual, disminuye el volumen de los monitores.
  • Aumenta la distancia que hay entre la fuente de sonido y tú, esto significa estar de pie formando un ángulo con la fuente, nunca delante de ella.
  • Toma descansos durante las largas sesiones con la finalidad de que tus oídos descansen.
  • Si crees que estás arriesgando tu salud auditiva como resultado de una exposición prolongada, (por ejemplo, sonidos superiores a 85 dB SPL) compra un medidor de nivel de presión sonora SPL (sound pressure level) y mídela con los requisitos de OSHA. No es genial, pero tampoco lo es la pérdida auditiva.

Artículos relacionados con Cuidados auditivos